El ministro de Planificación Federal sostuvo que Juan José Aranguren, “siempre piensa en el mercado global y en la rentabilidad, nunca en el mercado interno ni en los consumidores argentinos, a quienes no le importó desabastecer”.

El intercambio epistolar se dio en el pasado mes de febrero, luego de unas declaraciones de De Vido a una emisora radiofónica en las que ponía en duda la “responsabilidad social” de Shell, habida cuenta de la “cuestión ambiental en la refinería de Dock Sud”. Allí también había calificado a Aranguren de “francotirador de la política interna”. En su respuesta, el titular de Shell aclaró que nunca tuvo “militancia política partidaria” y aclaró que la empresa cuenta con “todos los permisos de operación y ambientales que corresponden”, al tiempo que recordó el boicot que promovió en 2005 el fallecido ex mandatario Néstor Kirchner contra los productos de Shell.

“Lo que verdaderamente le molesta es que los argentinos puedan masivamente acceder a combustibles con precios razonables, porque lo que él promueve es que sea un producto caro y para pocos, como en el modelo que impuso la última dictadura o el neobileralismo en los 90”, por lo que el ministro se preguntó: “¿Cuál de los dos épocas añora Aranguren? Porque en las dos tuvo una activa participación desde la empresa Shell”.

De Vido indicó que hace varios años que no habla con Aranguren “no porque no tenga nada que hablar con Shell, ya que si tuviera oportunidad le contaría a sus superiores todo lo que perdió la compañía debido a sus errores, sino porque no es un interlocutor válido, dado que se comporta más como un político opositor que como ejecutivo de una empresa extranjera radicada en la Argentina”

En tal sentido, De Vido destacó que “tenemos trato habitual y frecuente con todos los ejecutivos de las empresas petroleras extranjeras, como se evidencia con los acuerdos que hemos firmado con PAE, TOTAL o Wintershall, a excepción de Shell, en la que Aranguren parece más preocupado por mostrarse en los medios como empresario que en llevar adelante las gestiones con los funcionarios que la compañía en la que trabaja requiere”.