Hombres con armas y bombas atacaron restaurantes, una sala de conciertos y un estadio en París, en un ataque terrorista sin precedentes. El presidente Hollande decretó el estado de emergencia y el cierre de las fronteras. El fiscal afirma informó que hay 129 fallecidos y 352 heridos.

paris

Un grupo de hombres armados con fusiles asesinaron de manera sistemática a cerca de 100 personas que asistían a un concierto de rock en la sala Bataclan. Comandos antiterroristas tomaron por asalto el edificio y mataron a los atacantes. También rescataron a decenas de conmocionados sobrevivientes.

Cerca de 40 personas murieron en otros cinco ataques en la región de París, entre los que estuvo un aparente doble atentado suicida con bombas fuera del Stade de France, donde Hollande y el ministro de Relaciones Exteriores de Alemania observaban un partido amistoso entre las selecciones de fútbol de Francia y Alemania.

Los ataques aparentemente coordinados ocurren en momentos en que Francia, miembro fundador de la coalición liderada por Estados Unidos que realiza ofensivas aéreas contra militantes del Estado Islámico en Siria e Irak, se encontraba bajo alerta de posibles actos terroristas de cara a una conferencia global sobre clima que comenzará más adelante este mes.

Fuente: Reuters